Sebastien Loeb correrá el Dakar 2019 con un Peugeot 3008 DKR privado

Mick Doohan: Márquez tiene un deseo por ganar mayor que el resto
noviembre 1, 2018
Salvan pelea de Pedro Guevara vs. ‘Chocolatito’ González
noviembre 2, 2018

Sebastien Loeb correrá el Dakar 2019 con un Peugeot 3008 DKR privado

Rally Dakar 2018 Será un duro rival para Carlos Sainz

 

Sebastien Loeb, recientemente ganador del Rally de Cataluña, correrá el Dakar 2019. El francés, que parecía haberse retirado de los raids tras abandonar en la última edición, ha decidido volver a probar suerte en la prueba más dura del mundo y lo hará a bordo del coche que ha dominado en los últimos años, un Peugeot 3008 DKR, aunque bajo la estructura privada de PH Sport.

 

Loeb será así un durísimo rival para Carlos Sainz, que liderará el equipo Mini, y para sus compatriotas, Stéphane Peterhansel y Cyril Despres, que pilotarán un buggy similar al del español. El nueve veces campeón del mundo de rallies contará con un coche muy competitivo y con el apoyo de Red Bull para intentar ganar su primer Dakar en la edición que desde el 6 de enero recorrerá Perú. Desde el año 2000 nadie ha conseguido ganar el Dakar con un coche privado. Loeb aspirará a repetir la hazaña que logró su compatriota Jean Louis Schlesser en el año 2009

El Dakar 2018 se disputará en Perú entre los días 6 y 17 de enero, con 10 etapas y unos 5.000 kilómetros de recorrido. En la última edición, abandonó la carrera a causa de una lesión sufrida por su copiloto, Daniel Elena, tras un salto acrobático en una duna del desierto de Tanaka, en Perú. Y será, precisamente, este terreno el que le espera en la lucha por conseguir la ansiada victoria en el rally más duro del mundo, que siempre se le ha escapado (terminó segundo en 2017 y ha ganado 10 etapas en las tres participaciones que acumula).”Todos serán rivales importantes, habrá bastantes candidatos al triunfo y esperamos ser uno de ellos”, aseguró el francés, que ya logró el segundo puesto en 2017 y que suma tres participaciones en el mítico raid sudamericano. Loeb, que volverá a estar acompañado de su eterno copiloto, Daniel Elena, espera ser competitivo pese a que el 3008 que pilotará no será la última evolución, con el que Carlos Sainz ganó el Dakar 2018: “No podremos ir con el Peugeot 3008 DKR Maxi del año pasado porque las últimas normas no lo permiten, pero lo haremos con el de 2017 con alguna evolución de motor. Habrá coches más nuevos así que no sabremos cómo de competitivos seremos”, dijo.

“Me gustan las dunas. La clave del éxito en este tipo de terreno es no hundirse en la arena”, dice el piloto. “Es en lo que me voy a enfocar durante los entrenamientos. Tomé la decisión de volver al Dakar en el último momento, pero estoy determinado a luchar por la victoria. Es posible que no estemos lo suficientemente preparados, pero tengo muy presento todo lo aprendido en los últimos tres años”.

A pesar de su falta de preparación con respecto a sus rivales, Loeb asumirá el reto a bordo de un Peugeot 3008 del 2017, preparado por el equipo privado PH Sport, modelo que manejarán también Harry Hunt y Pierre Lachaume. “Estoy preparado para la aventura. En el Mundial de Rallies de este año tampoco teníamos expectativas de poder ganar”, comentó el vencedor del Rally de Cataluña.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *