El Barça llegará como líder al Santiago Bernabéu

Miguel Cabrera luce recuperado
febrero 24, 2020
Los Lakers se quedan con el Clásico
febrero 24, 2020

El Barça llegará como líder al Santiago Bernabéu

El Barça se presentará como líder el próximo 1 de marzo en el Santiago Bernabéu. El Real Madrid no aguantó la presión que le metió el conjunto blaugrana con su goleada al Eibar y sucumbió ante un Levante que doblegó a los blancos con un planteamiento valiente y un golazo de Morales. El conjunto merengue careció de punch y lo pagó muy caro. Y además perdió por lesión a Eden Hazard. Veremos por cuanto tiempo.

Zidane salió con todo ante el Levante, obviando de la inminente visita del Manchester City de Pep Guardiola al Santiago Bernabéu en la ida de los octavos de final de la Champions League. Incluso Marcelo en lugar de Mendy.

Si no lo tenía previsto, la goleada del FC Barcelona al Eibar le acabó de decidir. El Real Madrid saltó al césped del Ciutat de Valencia con la obligación de ganar para recuperar el liderato y eso le atenzó.

Conducidos por un activo Isco, los madridistas merodearon desde el inicio la portería de un Aitor Fernández que evitó el gol en un mano a mano con Karim Benzema. El francés, habilitado precisamente por Isco, se plantó solo antte el guardameta granota, que repelió su disparo con el pie.

Aitor se mantuvo firme durante toda la primera parte a pesar de un error de bulto en un despeje de puños que a punto estuvo de costarle un disgusto. Por suerte, el cabezazo de Casemiro no encontró portería.

El Real Madrid salió fuerte, con esa confianza que le da sentir que domina el centro del campo. Eden Hazard e Isco se integraron en la medular creando superioridad ante un Levante que no giró la cara al partido.

El conjunto blaugrana fue minando esa confianza visitante cada vez que tuvo oportunidad, con la velocidad de Morales y el buen hacer de un Campaña que se sobró y bastó para equilibrar las fuerzas en la zona de creación.

Morales se equivocó en una contra en superioridad y Varane tuvo que aparecer para evitar que Borja Mayoral remachara en boca de gol un centro envenenado de Toño.

El partido se convirtió en un toma y daca en el que Modric lo intentó de lejos a falta de mejores argumentos. Su primer disparo salió alto y el segundo, se topó con los guantes de Aitor.

En un partido sin concesiones no podía faltar un capítulo a parte para Sergio Ramos. El capitán del Real Madrid volvió a estar en todos los fregados. Primero, reclamando cartulina para Roger después de un encontronazo entre ambos. Después, ganándose la amarilla por un plantillazo sobre Jorge Miramón. Y finalmente, jugándose la expulsión por un empujón a la salida de un córner.

El paso por vestuarios no cambió el panorama y el devenir de los minutos solo hizo que acrecentar la ansiedad madridista. Enis Bardhi y José Campaña ayudaron a sembrar el pánico en las filas blancas con sendos disparos desde fuera del área. El del macedonio salió ajustado al palo, el del sevillano se topó con una gran mano de Thibaut Courtois.

Entre medio, Hazard hizo un Vinicius y desperdició una ocasión inmejorable. Marcelo le metió un fantástico balón al espacio con un sutil toque de espuela al vuelo, pero el belga fue incapaz de controlar el cuero a lo largo de su carrera y acabó fallando su remate ante Aitor.

El Levante volvió a desperdiciar un contraataque en superioridad y Postigo emergió con una fugaz carrera para abortar otra contra de Benzema. Todo ello, antes de que Hazard se retirara lesionado

El ex del Chelsea acabó en el banquillo con hielo en su gemelo, una imagen que compromete su concurso ante el City y el Barça. ¿Buena o mala noticia para el Real Madrid? Casualidad o no, desde su reaparición, empate en casa contra el Celta y esta noche, 0-0 mientras se mantuvo sobre el terreno de juego. Ahí lo dejo.

El Madrid se fue diluyendo al mismo ritmo que desaparecía Isco. Zidane se dio cuenta y sustituyó al malagueño por Lucas Vázquez, en un intento de cambiar la dinámica del partido.

Con Vinicius y Lucas Vázquez sobre el terreno de juego, el Real Madrid abrió el campo, pero lo que en otros partidos ha funcionado, en esta ocasión no valió.

Con el Real Madrid jugando a la desesperada, Morales cogió la espalda a la defensa para fusilar con una volea espectacular a un sorprendido Courtois. Por cierto, fue Sergio Ramos el que habilitó la posición del madrileño.

Zidane no trajo su flor al Ciutat de Valencia y en los últimos minutos estuvo más cerca el 2-0 que el empate madridista. Líder solo hay uno y viste de blaugrana.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *