Big Papi entre los mejores de Boston
diciembre 2, 2020
Doncic solo quiere mejorar su juego
diciembre 2, 2020

Abierto de Australia cambia de fecha

PUNTODEBREAK- Este mes de diciembre se presenta muy movido en lo que al Open de Australia 2021 se refiere. Las noticias y los comunicados se suceden sin que sepamos ya a qué información atenernos. ¿Debemos estar convencidos de que se disputará y ser optimistas, o deberíamos prepararnos para el peor de los casos y aceptar que la maldita pandemia no dejará que se juegue en Australia? Parece que la Federación del país oceánico se está preparando ya para tomar una decisión definitiva. Una decisión, según la información de L’Equipe, que retrasaría el torneo tres semanas con respecto a su fecha inicial.

La decisión tomada por la organización es que el primer Grand Slam del año comience el día 8 de febrero. Una fecha tardía, pero que garantizaría la viabilidad del torneo de acuerdo a los estrictos protocolos impuestos por el Gobierno de Victoria. El torneo finalizaría el 22 del mismo mes, lo que provocaría una remodelación importante del calendario ATP habitual. La gira de tierra sudamericana y los torneos bajo techo europeos quedarían en duda debido a estas fechas, y la ATP se cuestiona qué hacer con el inicio de la propia temporada.

Con un país australiano que después de meses de cuarentena ha neutralizado al virus, el objetivo de Gobierno y torneo es no permitir que la enfermedad vuelva a entrar al país. Para ello, el Open de Australia 2021 estaría sujeto a un protocolo de estricta cuarentena una vez tenistas y entrenadores lleguen a territorio oceánico. La fecha de llegada a Australia estaría planeada entre los días 15 y 17 de enero, de forma imperativa y sin excepciones.

A continuación, todos deberán pasar una cuarentena en la burbuja diseñada por Tennis Australia hasta el día 31 de enero, independientemente del día de llegada. Eso sí: según las informaciones del diario francés, los tenistas tendrían permitido entrenar e ir al gimnasio durante este aislamiento. El máximo de horas al día que los jugadores pueden pasar fuera de su habitación es de 5, eso sí, haciendo siempre trabajo relacionado con el tenis, ya sea estar en pista o en el gimnasio (todo esto, claro, en Melbourne Park).

Parece que otra de las indicaciones del Gobierno australiano es que durante esta cuarentena los jugadores solo podrían salir de sus habitaciones acompañados de un miembro de su cuerpo técnico. Aún no se ha esclarecido si eso significa que otros miembros pueden o no desplazarse hasta Australia y estar en la burbuja, pero el protocolo COVID parece bastante claro.

¿Y qué pasará después de esta cuarentena? Si todos los profesionales dan negativo en los últimos tests, estos podrían hacer ‘vida normal’ en Melbourne. Es decir: tendrían la posibilidad de moverse libremente por la ciudad. Está por ver si esta medida se aprueba o no, puesto que dependerá de la evolución de los casos en el momento del torneo.

Ahora la pelota está en el tejado de los jugadores. Son ellos, junto a la ATP, los que deben decidir si estas medidas son oportunas o no. Si aprueban la cuarentena de 15 días y las nuevas fechas propuestas, el calendario quedará totalmente reestructurado, con la posibilidad de que toda la acción tenística se concentre en Melbourne durante enero y febrero. Si las medidas no salen adelante, la ATP se plantearía mantener el calendario previsto durante el mes de febrero. Aún quedan meses para decidir, pero parece que Tennis Australia empieza a delimitar su protocolo. Ojalá que las noticias que sigan sean igual de optimistas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *