Lomachenko apunta a Teófimo

Messi y sus récords en Copa América
julio 2, 2021
Pujols ayuda Dodgers a ganar 9no seguido
julio 5, 2021

Lomachenko apunta a Teófimo

Cuando Vasyl Lomachenko acabó con Nakatani, Gervonta Davis estaba iniciando su combate contra Mario Barrios. Dos de los nombres mas mediáticos y de mayor calidad coincidieron a la vez en el ring (uno en Las Vegas y otro en Atlanta) el pasado sábado. A Teófimo López le tendría que haber tocado una semana antes, pero contrajo el coronavirus y se subirá al ring el 14 de agosto. Los tres forman un trío que deberían forman una rivalidad que marque una época.

Teófimo y Lomachenko ya se han enfrentadoEl triunfo encumbró al primero entre los mejores libra por libra. El ucraniano tenía mucha confianza en sus posibilidades, tanto que no había cláusula de revancha. Por tanto, Loma tuvo que ir ante Nakatani y López se verá contra el aspirante oficial IBF, George Kambosos. ¿Habrá secuela? Bob Arum lo dejó claro: están en negociaciones para que esa pelea se dé a principios de 2022. Es de justicia. Además, ambos pertenecen a la misma promotora y todo parece fácil. Antes, eso sí, Teófimo tendrá que cumplir primero.

Con las palabras de Arum, el que volvía a quedarse descolgado es Davis, quien decidió subir al superligero este sábado para abrir horizontes. Sea por esa situación de desventaja, porque ‘Tank’ se consagró como uno de los mejores libra por libra o porque es un estratega de diez, Floyd Mayweather (manager de Gervonta junto con Premier Boxing Champions), pronunció las palabras que más eco han tenido en todo el fin de semana. ‘Money’ se mostró cauto sobre el ring, pero en rueda de prensa fue claro: su pupilo no peleará con nadie que no sea de PBC. Es decir, que si le hacemos caso ni Teófimo, ni Lomachenko, ni otros dos nombres que han sonado como Haney y Ryan Garcia. Parece una locura, pero con Mayweather nunca se sabe. Tocará esperar, porque es tiempo de negociar. El boxeo se está dirigiendo en los últimos meses a que los mejores se vean con los mejores. Sería un gran error romper esa tendencia.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *